Caracola Charonia lampas Gonzalez Hidalgo

Caracola

13/4/24

García Lorca debió inspirarse en la concha de este precioso molusco Charonia lampas, la de mayor tamaño entre los gasterópodos que pueblan el Mediterráneo, para escribir este precioso poema dedicado a Natalita Jiménez.

Charonia lampas es llamada caracola, tritón o bocina. Su concha no solo protege el cuerpo del animal, sino que el sonido que se obtiene soplando a través de ella ha sido de grandísima utilidad en la navegación y la pesca, de ahí alguno de los nombres con el que se la conoce. Además, la vibración del aire que se produce en su interior ante cualquier perturbación sonora a su alrededor nos recuerda el mar como en el poema de Lorca, aunque estemos a cientos de kilómetros de él.


Charonia lampas caracola Juan Antonio González Hidalgo

Caracola (Charonia lampas) en los fondos de Calabardina (Águilas). Fotografía de Juan Antonio González Hidalgo


¿Cómo es?

El cuerpo de Charonia lampas es de color naranja rojizo. Está formado por una cabeza en la que se encuentra la boca, dos tentáculos de color amarillo anaranjado con dos bandas negras y los ojos; una masa visceral que contiene el aparato digestivo y el reproductor; y un pie ancho y musculoso con el que se desplaza.

La concha es alargada, ovalada y robusta, de color blanco grisáceo y puede llegar a medir hasta 40 cm de altura, aunque lo normal es que llegue a 25 cm. Tiene 9 espiras. El opérculo que le permite cerrar la concha y proteger al animal es grande y ovalado de color marrón. Esta abertura termina en un corto canal sifonal.


Charonia lampas caracola Juan Antonio González Hidalgo

Cuerpo de la caracola (Charonia lampas) de color naranja rojizo y tentáculos naranja con los ojos y dos bandas negras. Foto: Juan Antonio González Hidalgo


¿De qué se alimenta?

Es un gran depredador de hábitos principalmente nocturnos que se alimenta preferentemente de equinodermos, sobre todo de estrellas de mar y erizos. También es carroñero.

Charonia lampas caracola devorando estrella Javier Murcia

Charonia lampas devorando una estrella de mar (Echinaster sepositus). Foto: Javier Murcia Requena

¿Dónde vive?

Se encuentra en el Mediterráneo occidental y en el Atlántico nororiental, en fondos marinos entre 0 y 200 m de profundidad. Las fotos que aparecen aquí han sido tomadas en la costa de la Región de Murcia, Calabardina (Águilas) y La Azohía (Cartagena).


Reproducción

Esta especie tiene sexos separados. Los óvulos de la hembra son fecundados por el macho durante la cópula. Posteriormente se produce la puesta que consta de 200-300 cápsulas de 20-30 mm de altura unidas a una membrana adherida al sustrato. En cada una de estas cápsulas se hallan entre 300 y 400 huevos y cuando se produce la eclosión los diminutos caracoles pasan a nadar al plancton y se dispersan.


Puesta de Charonia lampas caracola Juan Antonio González HidalgoCaracola depositando las cápsulas (entre 200 y 300) dentro de un hueco en la roca, en esta magnífica foto de Juan Antonio González Hidalgo

Puesta de Charonia lampas caracola Juan Antonio González HidalgoCada cápsula de la puesta contiene entre 300 y 400 huevos. Foto: Juan Antonio González Hidalgo


Uso y arte de las caracolas

Las caracolas marinas han desempeñado un papel muy importante como sistema de comunicación en tierra y mar gracias al sonido de trompa que emiten al soplar a través del agujero que se les hacía en el ápice a modo de boquilla, semejante a las sirenas de los barcos.


🐚 Mar 🐚

En el mar, entre otras funciones, servían para avisar de la situación de las embarcaciones en días de niebla y evitar chocar entre ellas o en el Mar Menor para llamar a los pescadores y formar un círculo para la pesca a la pantasana (1), arte tradicional de la laguna. 

Mª Rosario Ros en su libro El tesoro del Mar Menor” explica que los pantasaneros hacían sonar “el "caracol" tres veces para llamar a los barcos “arrodeo” y que echaran las redes al agua. Cuando atracaban en el muelle de la pescadería de Los Nietos, antes de la subasta, se hacía sonar la caracola una vez para llamar a los arrieros y se acercaran a cargar la pesca que transportarían a los diferentes mercados. 


Concha de Charonia lampas caracola Rosario Ros

“El caracol” usado en la pesca a la pantasana. Foto cortesía de Mª Rosario Ros, descendiente de los propietarios de la pescadería de Los Nietos


En Cabo de Palos todavía se recuerda su uso marinero en la procesión de Jueves Santo en la que se puede escuchar el sonido que emiten las caracolas cuando son sopladas por los pescadores y los niños que acompañan al Cristo de la Cofradía de Los Pescadores o durante la procesión marítima en honor a la Virgen que se celebra en agosto.


Mendez pescador Cabo de Palos soplando concha de Charonia lampas caracola

 José Mª Méndez, pescador de Cabo de Palos soplando la caracola con el faro al fondo. Foto cortesía de Alexia Salas


🐚 Tierra 🐚

En tierra, las caracolas se utilizaban para avisar de peligros, incendios e incluso en la despedida a pescadores fallecidos. También, cuando se casaba un viudo o una viuda, grupos de jóvenes se apostaban bajo la ventana de los recién casados con cencerros y caracolas para incordiarles; a esta broma” se le llamaba cencerrada. En la Región de Murcia se usaban también para avisar de inminente riada, cuando el río o las ramblas se desbordaban por las fuertes lluvias.



Si quieres saber cómo suena esta caracola, puedes ver este vídeo de Juan de Miras.




Especie vulnerable

A pesar del ingente número de huevos que hay en cada cápsula de la puesta de este molusco, la presencia de estos gasterópodos en los fondos del Mediterráneo es cada vez más escasa debido a la extracción involuntaria en las redes de pesca o por buceadores que las capturan como objeto ornamental.

La información que se tiene de la biología y distribución en el litoral mediterráneo de este gasterópodo es escasa. Está incluida en el Catálogo Español de Especies Amenazadas en la categoría de “Vulnerable".


🐚🐚🐚🐚🐚🐚


(1) Pantasana. Arte de pesca que consiste en un cerco de redes caladas a plomo, rodeadas de otras redes horizontales, en la cual quedan presos los peces que, ahuyentados, saltan por encima del cerco. RAE. Con pantasana se capturan en el Mar Menor principalente mújoles y doradas.

(2) Este molusco vive en el Mediterráneo, pero no en el Mar Menor.


🐚🐚🐚🐚🐚🐚



Agradecimientos a

Juan Antonio González Hidalgo

Javier Murcia Requena

Mª Rosario Ros García

Alexia Salas García

🐚🐚🐚🐚🐚🐚



Más sobre moluscos en el Mediterráneo

Más sobre moluscos en el Mar Menor

🐚🐚🐚🐚🐚🐚


Fuentes consultadas

Mas García, J. La pesca artesanal en el Mar Menor 

Bocina. Murcia Natural. CARM

Especies marinas en peligro o amenazadas en el litoral de Murcia  Murcia Natural. CARM

Ros García. Mª R. (2013). El tesoro del Mar Menor. Diego Marín. Murcia

Valenzuela, América. El porqué de la Ciencia. ¿Por qué se escucha el mar en una caracola? RTVE.

Sánchez Albarracín P.F  Las caracolas de mar como sistema de comunicación en Águilas. InfoÁguilas.

Charonia. Junta de Andalucía. Consejería de Agricultura, Pesca y Medio Ambiente

Tritón marino. Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación

JF Verdejo. Tonnoidea. Malacología mediterránea.

Salas, A. El gigante del faro. La Verdad. 16/07/2018