Basuras marinas televisor

Reflexiones ante un televisor

27/7/23


No me he recuperado todavía desde que la semana pasada mi amiga Paqui Alcaraz y yo fuéramos a observar la vida marina y encontráramos un enorme televisor dentro de uno de los canales que comunican el Mar Menor con el Mediterráneo.


Gracias a su determinación (yo lo veía muy difícil) pudimos sacarlo hasta la superficie y durante un buen rato no dejamos de preguntarnos qué gentes desalmadas se habrían tomado la molestia de llevarlo hasta allí y arrojarlo al agua.


Basuras marinas Mar Menor televisor

Paqui Alcaraz después de sacar el televisor


Desde que tengo uso de razón recuerdo estercoleros en las afueras de las ciudades donde la basura se pudría y luego era utilizada como fertilizante. Solo la cerámica o los escombros procedentes de derribos permanecían inalterados en aquellos montones de mi infancia. 

Es a partir de los años 60 del pasado siglo cuando el plástico comienza a sustituir a otros materiales como madera, papel, textil o vidrio. Recuerdo la primera vez que encontré en la calle un estuche transparente, hecho con un material nuevo para mí, suave e impermeable, y me pareció un tesoro. Lo guardé durante mucho tiempo.


Basuras marinas Mar Menor televisorTelevisor sumergido en los canales de Veneziola. Julio 2023


Basuras marinas

Cada vez que encuentro desechos (metal, madera, vidrio…) en el litoral o en el mar, no dejo de preguntarme qué clase de persona hay detrás de cada bolsa, de cada lata, de cada botella. ¿La conozco? ¿Vive cerca de mí? ¿Ignora el peligro de la contaminación? 


Basuras marinas plasticos Mar MenorLa mayor parte de los residuos marinos están fabricados con plástico. Mar Menor


En el último tercio del siglo XX, el bajo precio del plástico y sus derivados hizo que múltiples objetos formen hoy en día parte de nuestra vida: desde muebles hasta material médico. Y esto es maravilloso. El plástico nos ha facilitado la vida y nos ha ayudado a mejorar nuestra salud (no podemos imaginar un hospital o quirófano sin él). Pero, los seres humanos hemos sucumbido a su consumo desenfrenado, a usarlo y tirarlo, por disparatado que parezca. 

Es una paradoja que siendo un material reciclable, sólo una pequeñísima parte vuelva a reutilizarse, y el resto se convierta en basura inservible y contaminante, en una amenaza para el medio que nos acoge.


Basuras marinas Calnegre residuos pesqueros

Residuos de la actividad pesquera. Puntas de Calnegre. Término municipal de Lorca



Mientras preparaba esta entrada para el blog, he encontrado este párrafo del Ministerio para la Transición Ecológica que explica perfectamente las consecuencias: "La basura marina no es sólo un problema estético, sino que además de producir un importante impacto socioeconómico, amenaza la salud humana y la seguridad, y presenta efectos negativos sobre los organismos marinos y los hábitats.

Está ampliamente documentado que el impacto de enredo o ingestión de desechos marinos puede tener consecuencias negativas sobre el estado físico de los animales marinos e incluso conducir a su muerte. La ingestión de microplásticos es también motivo de preocupación, ya que puede proporcionar una vía para la introducción de productos químicos peligrosos en la cadena trófica. Además, pueden dañar o degradar los hábitats (por ejemplo, en términos de asfixia) y aumentar el riesgo de transferencia de especies exóticas.” Miteco.


Objetos arrojados al canal que comunica las Salinas de Marchamalo con el Mar Menor


Basuras marinas frigorifico costas Almería

Frigorífico en una playa de Almería


Esperanza

Afortunadamente, ante personas insensibles e irresponsables, hay otras con gran preocupación por el medio ambiente y la naturaleza. Gracias a ellas, y a su ejemplo, confiamos en poder revertir el curso de esta tendencia a la degradación de nuestros mares.



Esperanza Basuras marinas gente responsable

Eulalia Rubio preparando una red para la recogida de residuos marinos


Recogida basuras marinas Mar Menor

Recogiendo basura en el Mar Menor


Recogida basuras marinas Voluntariado

Grupos de voluntarios recogiendo residuos procedentes principalmente de la agricultura intensiva del Campo de Cartagena en la Marina del Carmolí en el Día de los Humedales. 2020


Termino con un mensaje de esperanza: los seres humanos tenemos un potencial increíble para revertir los efectos de la contaminación, para luchar contra el cambio climático, para evitar la degradación del Planeta. ¡Pongámoslo a trabajar!


_____________________________________________________


Y por último recomiendo ver este vídeo de Ambiente Europeo, narrado por Daniel Rolleri: Basuras marinas una marea fuera de control.